Acidez de estómago y hernia de hiato

Todos sabemos que llegarán los días en que nos sentaremos a comer con la familia, con los amigos… que son grandes ratos que vamos a disfrutar todos juntos, pero ¿qué pasa?, que no queremos pasar después de esas comidas malos ratos.

La acidez y el reflujo de alimentos provocan esta desagradable situación, tan incómodas. Recordemos que hay que hacer 5 comidas al día. Es en las tres principales, pues son las más copiosas, en las cuáles sienta peor el alimento.

Tomar antiácidos a diario te puede hacer daño. Una advertencia que surge de un estudio que ha hecho Sanitas dice que esto puede resultar malísimo, incluso puede producir incluso caídas en personas mayores y otros efectos secundarios de los que vamos a hablar. Ahora muchísimas personas toman 9 pastillas al día, otras 5 diarias desde hace muchísimo tiempo…  las tomas porque te las prescribió un médico, no se las quitan y les puede generar muchísimos efectos secundarios. A veces vamos pasando por distintos médicos que no te preguntan el por qué la tomas. Por eso, un médico de atención primaria que coordine toda la atención es básico para evitar esto, y lo segundo es no dedicarse a tomar pastillas de manera descontrolada y sin una indicación adecuada por un profesional. A veces también nos olvidamos de usar homeopatía.

Puede ocurrir que tenemos un problema de ansiedad, y que pasa. Se pueden quitar las pastillas que nos prescribieron, es más, se deben quitar, evidentemente no por su cuenta sino siempre prescritos por el médico. Otro caso son los somníferos para dormir y hay veces que en un momento agudo de tu vida puedes necesitar un somnífero pero si ya ha pasado ese momento que te quitaba el sueño y somos capaces de dormir con una infusión mismamente o con valeriana o con fitoterapia, que es la ciencia que estudia la utilización de las plantas medicinales y sus derivados con finalidad terapéutica, ya sea para prevenir, para aliviar o para curar las enfermedades. Así se pueden retirar en muchas ocasiones pastillas que a veces se toman de manera crónica y luego claro siempre hay que tomar un protector gástrico porque si tomamos todo esto y no nos protegemos el estómago… ¡y hay más pastillas!, la pastilla para la tensión, la pastilla para el colesterol, la pastilla por ejemplo para el azúcar si fueran diabéticos… Estudiando los efectos secundarios que puede tener el exceso de medicación, es muy interesante saber que un 20% de las urgencias y hasta un 20% de los ingresos son como consecuencia de los efectos secundarios de los medicamentos.

12 millones de españoles sufren ardor o acidez al menos eso sí una vez a la semana. Hay épocas más complicadas como las navidades, o las vacaciones, para muchos un buen pretexto para bajar la guardia con nuestra alimentación. Pero para los pacientes con reflujo gastroesofágico y hernia de hiato es menos recomendable si cabe cometer excesos esas fiestas. Son unas comidas muy copiosas muy abundantes y con mucha sal ello provoca una distensión del estómago y provoca un mal funcionamiento del esfínter esofágico inferior, las grasas los alimentos picantes o el alcohol complican las digestiones.

Se pueden también elegir buenas recetas. Una crema de champiñón y boletus… el pulpo bien cocido dentro de lo que cabe es un pescado no tiene grasa trabajo… garbanzos. Apoyarnos en plantas medicinales usadas en fitoterapia.

Alrededor del 40% de la población sufrirá algún episodio de reflujo gastroesofágico a lo largo de su vida, en estos casos una buena dieta y los consejos de un doctor serán nuestros grandes aliados.

Puede ocurrir también que el reflujo se produzca por un desplazamiento de parte del estómago hacia el tórax simplemente porque es más débil el diafragma. En estos casos se pueden realizar diferentes pruebas diagnósticas para detectarlo. Una de ellas es la radiografía con contraste pero hay otras más específicas como la manometría esofágica que consiste fundamentalmente en ver cómo funciona el esófago y esa válvula que está entre el estómago y el esófago.

El sobrepeso es el principal factor de riesgo de la hernia de hiato, por eso en navidades, fiestas locales, reuniones familiares, vacaciones… mejor prevenir con una dieta moderada para ahorrarnos complicaciones en la salud, que no queremos y que son muy desagradables. Si de cada diez españoles tres tienen reflujo y lo malo es que la mayoría de ellos no va al médico porque tiene miedo o porque prefiere dejarse aconsejar por la vecina, por el cuñado… o tomarse un protector gástrico ¡que puede estar enmascarando algunas enfermedades! Hemos de superar este miedo y hacernos alguna prueba médica, si tenemos indicios de sufrir una hernia de hiato. No cuesta nada ir al médico.

Hay alimentos que favorecen la acidez. O situaciones particulares. Y así encontramos quienes dicen “no tolero el pimiento”, “tengo problemas de reflujo a partir de un disgusto terrible que me causa ansiedad”, “el chocolate”, “el picante”, “el alcohol”, “el café”… “un plátano”, y es que hay personas que no toleran bien la fruta, que les producen reflujo o incluso el aumento de la contracción del intestino y eso es porque todas las frutas tienen un componente ácido.

El pimiento tiene componentes especialmente irritantes para el intestino, más especialmente si se cocinan con grasas que resulten difíciles de tolerar. Puede que algún alimento te siente especialmente mal, y no suela estar dentro del listado de alimentos “peligrosos”. Bien, en este caso en primer lugar darle la enhorabuena porque se ha dado de aquello que le sienta mal. Yo te invitaría a que evites ese alimento, el cuerpo es perfectamente sabio y te va a decir y de hecho te está diciendo esto no te sienta bien. O esto te sienta bien!

Otras personas nos dicen “tengo problemas de reflujo a partir de un disgusto terrible que me causa ansiedad prolongada”. Hemos hablado coloquialmente en otras ocasiones que tenemos un “segundo cerebro” en conexión perfecta con el de la cabeza, que es el aparato digestivo. De manera que cuando me llevo un disgusto, el aparato digestivo se va a resentir también, pues está perfectamente coordinado. Un disgusto nos hace comer peor, a veces se te cierra el estómago, no puedes pensar en otra cosa…

El esófago tiene la función de trasladar el bolo alimenticio desde la boca hasta el estómago. Es un tubo que tiene movimientos peristálticos que facilitan que el bolo vaya bajando y que llegue el estómago en condiciones normales. Luego está el cardias. Justo en la zona de unión del esófago con el estómago. Es una válvula que hace como de compuerta, que no deja que sea reversible el paso. La comida viene entonces desde el esófago y tiene que atravesar solo en una dirección el cardias hacia el estómago.

Recomendamos alimentos que sean ricos en hidratos, pero bajos en grasa, para combatir la acidez y la hernia de hiato. Hablemos de 5: el pan, las manzanas, la pasta, las patatas y el arroz. Todos ellos en sí mismos son muy beneficiosos, lo que ocurre es que si los cocinamos inadecuadamente vamos a ponérselo difícil a nuestro cardias.

Es mejor tomar pan de barra mucho mejor que pan de molde o pan tostado pequeñas cantidades para que las ingestas no sean grandes, así se tolerarán mejor. Mejor si es pan blanco que si es pan integral. El pan integral se digiere más lentamente y para alguien que tiene reflujo estamos facilitando que haya más ácido en el estómago y que pase al esófago.

En el caso de las manzanas, la manzana cruda es muy nutritiva, es muy sabrosa, pero para las personas que tenemos reflujo, las vamos a tolerar mejor si están asadas. En el caso de la pasta o en el caso del arroz es preferible cocerlo suficientemente, es mejor que este blandito, lo digeriremos mejor. Si los acompañamos de salsa de tomate y otras salsas muy ricas en grasa pues vamos a facilitar el reflujo.

En el caso de la patata, mucho mejor cocidas que fritas. Las peores, las chips, las de bolsa con sabores.

Después de comer. Pues tumbarse totalmente en horizontal es fatal. Mejor permanecer sentado, algo recostado para no comprimir el estómago y este al diafragma. Nunca acostarse.

¿Y por las noches? Recordaréis que en un post anterior hablábamos que lo mejor era dormir sobre el lado derecho, para no comprimir el corazón. Pero si nos fijamos en nuestra anatomía, si padeces de hernia de hiato o acidez -como el estómago lo tenemos a la izquierda- ¡pues lo contrario! Pues es preferible dormir sobre el lado izquierdo, para no fomentar el reflujo, por el aumento de la presión intraabdominal. Lo mejor será acostarse del lado izquierdo para mejorar el tránsito a través del esófago al estómago y evitar el reflujo.

¿Qué es exactamente y de qué está compuesto el ácido clorhídrico de nuestro estómago? Es un ácido compuesto por cloro hidrógeno que segregan las células del estómago y lo que hace es romper la estructura de las moléculas. Actúa en la primera fase de la digestión, y lo que hace es trocear las moléculas de los alimentos. Ese ácido es un ácido muy potente, es más potente incluso que el ácido sulfúrico.

Hemos oído hablar muchísimo sobre el omeprazol. El omeprazol es un medicamento que lo que hace es bloquear la secreción de ácido de verdad. No es un medicamento inocuo, tiene sus efectos secundarios y debe tomarse siempre bajo prescripción médica… la gente lo suele llamar protector gástrico pero no es un protector gástrico, es un bloqueante de la secreción de ácido y tiene que utilizarse bajo prescripción médica porque puede interferir con otros medicamentos.

Es muy importante conocer la diferencia entre el antiácido y el protector gástrico, los antiácidos son medicamentos que bloquean la secreción de ácido y eso lo hace el omeprazol o lo hacen otros que se llaman la ranitidina y cimetidina. El protector gástrico en general son medicamentos que forman una película sobre la mucosa del estómago e impiden la agresión por parte del ácido.

Deja tu correo electrónico

You are not authorized to see this part

2 comentarios en “Acidez de estómago y hernia de hiato”

  1. Yo tengo hernia de Hiato, y he comprobado que durmiendo del lado Izquierdo tengo mas reflujo y acidez. Cuando la recomendación es que se duerma del lado izquierdo con esta dolencia.

    Es normal lo que me pasa mi..

    1. Hola Roque. Gracias por compartir su experiencia y confiar en nuestros consejos.
      Lo que recomendamos es lo que habitualmente recomiendan los profesionales de la salud, pero si a usted le va bien lo que viene haciendo… ¡no lo dude, siga haciéndolo!
      Muchas veces, las recomendaciones generales no valen para todo el mundo. Saludos y qué mejore todo lo posible su hernia de hiato.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *