Elegir un buen coche de segunda mano

En Invierte en tu Descanso esta semana os queremos ayudar a saber qué factores debes tener en cuenta para acertar en la compra de un coche de segunda mano. Una buena elección os ayudará a ahorrar mucho dinero. El objetivo es comprar un coche que nos satisfaga y que no nos dé muchos problemas. Cuidado con los chollos que pueden acabar en muchas visitas al taller mecánico.

A la hora de comprar un coche, hemos de ver nuestro presupuesto, nuestras necesidades, para qué lo necesitamos: trabajo, poco uso, grandes viajes… Según nuestras necesidades será mejor optar por un modelo o por otro. Es muy importante comparar entre varias opciones, sopesar costes, pedir opiniones a familiares, amigos, conocidos… y probar varios modelos.

La situación económica actual ha llevado a muchos compradores a elegir la opción de coches de segunda mano, sus ventas duplicaron las de automóviles nuevos. Pero como os decíamos hay que meditar mucho la decisión, no precipitarse. Si lo hacemos, la compra nos puede salir más cara que un coche nuevo.

Desde Rastreator.com, Kelisto.com y el diario eleconomista.es nos dan algunas claves que nos pueden ayudar para elegir un buen coche de segunda mano. Os las resumimos a continuación.

Dónde comprar: tienes la opción de acudir a un concesionario o negocio especializado en este tipo de coches o con ofertas de segunda mano o bien comprar el coche directamente a un particular. Hacerlo en una empresa te dará más garantías legales en caso de que tengas que devolverlo o haya algún defecto oculto. Si optas por un particular conviene especificar todos los posibles imprevistos en el contrato para curarte en salud.

Qué precio pagar: en la web puedes encontrar una serie de guías en las que consultar la tasación del vehículo, según el modelo, años, kilometrajes, para saber cuál es un precio justo para tu compra.

coches-segundamano

Qué revisar: no te dejes engañar por las apariencias, puede que el vehículo esté perfecto de puertas para fuera, en su interior, pero qué ocurre con el motor, es importante obtener garantías de que todo funciona correctamente. Puedes pedir el historial de revisiones del coche, solicitar una revisión a un mecánico antes de comprar, que te garantice que todo está bien. No te dejes ninguna pregunta, ni duda por resolver: puedes saber cuántas personas lo han conducido, los accidentes que ha sufrido, el kilometraje, el uso que ha tenido… Revisa los neumáticos, lunas, cinturones, luces, intermitentes, tapicería, frenos, carrocería…, no dudes en ser minucioso, te evitará sorpresas posteriores.

Documentación a analizar: comprueba que todos los papeles estén en regla. Es importante mirar el permiso de circulación, la ficha técnica, los certificados de ITV. Que el coche está libre de cargas, impuestos impagados, multas… Puedes verificarlo en la Dirección General de Tráfico.

Por qué tienes que probarlo: para comprobar por ti mismo que el coche responde y que cubrirá tus necesidades es obligatorio probarlo. Hazlo en un recorrido que incluya circuito urbano, autopista, para ver cómo responde a tu conducción, si se adapta a tus parámetros.

No es bueno correr: como en carretera, las prisas no son buenas consejeras. Es mejor no precipitarse y en caso de dudas pedir asesoramiento. No sucumbas a las presiones del comprador, puede existir un engaño detrás. No dejes ningún cabo suelto. En el contrato de compra-venta especifica el precio, las condiciones post venta, el sistema de pago…

Una vez que te hayas decidido por un coche de segunda mano, es necesario realizar cuanto antes una serie de gestiones administrativas: cambiar la titularidad, contratar el seguro antes de comenzar a usarlo, para que te cubra en caso de accidente.

Si conocéis algún consejo más nos encantaría que lo compartierais. Esperamos vuestros comentarios. Gracias.

Deja tu correo electrónico

You are not authorized to see this part

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *